Pedro Cano, misionero en República Dominicana

Acompaño a miles de refugiados haitianos que llegan a la frontera

Misionero de la Misericordia en Haití y la República Dominicana

Pedro Cano, misionero laico de OCASHA, denuncia la grave situación que padecen las miles de personas que se concentran en campos de refugiados en la frontera entre República Dominicana y Haití en busca de un lugar digno donde vivir.


"En un año donde los conflictos en Siria, en la frontera colombo-venezolana y en México-Estados Unidos, nos han mostrado el sufrimiento de los refugiados, desplazados y repatriados, yo quería mostrarles la realidad de miles de personas en la frontera dominico-haitiana que se concentran en campos de refugiados esperando una respuesta que nunca llega.

Actualmente unas 4.000 personas intentan buscar en los cuatro campos de refugiados y desplazados que se están formando en Anse a pitre (Haití) un futuro mejor para ellos y sus familias huyendo de la pobreza y la falta de alimentos. Muchos son víctimas de deportaciones por las políticas migratorias en República Dominicana aunque la mayoría son desplazados internos del propio Haití en busca de una oportunidad para salir de la pobreza.

Como misioneros, debemos salir a un encuentro cargado de humanidad con nuestros hermanos que más sufren, y pedir a los estados implementar medidas para que la protección de las personas, y sus derechos, se hagan realidad. Sin embargo todas las acciones que se tomen no serán suficientes si no se fomenta una cultura de la acogida y del respeto que impregne a toda la sociedad y lleve a relaciones equitativas y justas para cualquier persona, con independencia de su origen social, étnico o nacional"



Este es su gesto de misericordia ¿Cuál es el tuyo? 
Compártelo en las redes sociales con #YoSoyDomund


0 comentarios